#1- Eres coherente con tu imagen personal ¿Por qué no haces lo mismo con tu empresa?

¿Cuidas tu imagen? ¿Por qué no haces lo mismo con la de tu empresa?

Vivimos en la época donde, quizá, más importancia se le da a la imagen personal. Utilizamos nuestra propia imagen como un escaparate para "vendernos" a nosotros y nosotras mismas a los demás. Una prueba irreputable de ello es la importancia que han tomado las redes sociales.
 
Nunca antes una invención tan reciente se había colocado tan ràpidamente en el centro de la vida de millones de personas. Hoy día ya no entendemos nuestra forma de relacionarnos, de interacuar y de proyectarnos sin las redes sociales y las nuevas tecnologías.
 
En definitiva, sea por medio de las herramientas que sean y en mayor o menor medida, nuestra imagen, nuestro estilo de ropa, nuestro peinado, son como el gran potenciador de eso tan preciado que queremos mostrar: a nosotros/as mismos/as.
 
Si esto es así, y todo apunta a ello, ¿Por qué tan a menudo descuidamos la imagen de nuestra empresa, nuestros productos o nuestra actividad?
 
Sin una imagen coherente y estilizada de nuestra empresa o de nuestra marca de producto la ardua tarea de competir con otros similares se puede hacer mucho más difícil. A menudo he observado como empresas con gran repercusión en el ámbito incluso nacional hacen todo tipo de malos usos de su marca, por no decir que ésta, a menudo no es sino una mala versión de lo que seguramente el cliente espera de un buen producto. Existe mucho miedo a invertir un poco de tiempo y dinero en nuestra marca y en nuestra forma de enseñarla... Es como si todo hubiese evolucionado a gran velocidad mientras que nuestra conciencia de marca, la importancia que damos a nuestra imagen comercial se hubiese quedado congelada en las formas y usos de hace veinte o treinta años.
 
Según mi experiencia estos son algunos consejos que te pueden ayudar a mejorar la imagen y proyección de tu empresa o tus productos:
 

  • Unifica criterios tipograficos. En la medida de lo posible intenta utilizar las mismas tipografías para la web, los medios impresos, o la publicidad exterior de tu marca, esto transmite coherencia y crea familiaridad con el observador.

 

  • Lo mismo con los colores. Es importante tener bien definidos los colores de nuestra marca-imagen y a partir de ahí utilizar una gama cromática en concordancia con éstos. El color tiene un poder tremendo por ser un elemento visual que conecta directamente con nuestro cortex cerebral creando infinidad de sensaciones inconscientes... Aprovecha esta característica.

 

  • No deformes tu logo. Si tienen una imagen corporativa o un logo perfectamente definidos respeta las dimensiones justas a la hora de representarlo. Un logo "estirado" inadecuadamente sin escalar las proporciones trasmite una sensación de vulgaridad y empobrecimiento de estilo que, según mi experiencia" pueden ser letales para una marca.

 

  • No todo es el boca a boca. Invierte un poco de tiempo en responder a ciertas preguntas sobre tu imagen y en encontrar siempre la forma de "expresarla" mejor. Tanto si se trata de imprimir una cajita de tarjetas de presentación como si vas a realizar una gran tirada de folletos para una gran cadena de supermercados la excelencia no se mide en la cantidad sino en los pequeños detalles

 

  • Por último... No dudes en contar con el asesoramiento de un experto en diseño o comunicación. Aunque estamos hablando de valores subjetivos difíciles de medir, si das con la persona adecuada para asesorarte sobre la imagen de tu empresa o tus productos, debes darle un voto de confianza. A veces hay algo que no se ve pero que te puede ayudar mucho en tu día a día empresarial.


Espero que te sean de ayuda estos pequeños consejos y... no tengas miedo de emprender nuevos caminos si vas de la mano de la persona adecuada.


José Luis Villalonga

Freelance Creativo Una Mente Maravillosa



Escribir comentario

Comentarios: 5
  • #1

    Manolo Alcores (martes, 05 enero 2016 17:51)

    Muy buen artículo e interesante reflexión. Nos preocupamos más de tener el último modelo de teléfono que de cuidar el negocio que genera el dinero con el que comprarlo. Enhorabuena por la página.

  • #2

    Delia (martes, 05 enero 2016 17:52)

    Como cliente satisfecha y colaboradora no puedo estar más de acuerdo.

  • #3

    Julia (martes, 05 enero 2016 17:54)

    El plan emprende de vuestra agencia ha hecho posible lo impensable ¡Convertirme en mi propia jefa y gestionar cómo y cuándo trabajo!

  • #4

    Aurelio (martes, 05 enero 2016 17:58)

    Buen soporte para las webs, buen diseño, rapidez al cargar la página y la galería de fotos... Bien en líneas generales

  • #5

    Rosa (domingo, 17 enero 2016 16:56)

    Tienen realmente una mente maravillosa, e ideas irrepetibles, pero de verdad. Gracias por vuestra paciencia al hacer mi página.